La Fe mueve montañas y la oración mueve las manos de Dios

Errores frecuentes de un emprendedor

 

Ante toda situación un emprendedor debe ser sabio para rectificar cuando se ha fallado, ser prudente durante el camino para comprender los errores que se ha cometido, esto forma parte de la esencia de un emprendedor exitoso. A continuación los errores frecuentes que cometen los emprendedores.



Temor a empezar

En muchas ocasiones la falta de conocimiento de un tema puede ocasionar cierta incertidumbre al momento de empezar un negocio o algún emprendimiento y esto termina por paralizarnos a dar el primer paso, es importante hacer una investigación  de mercado que se desea incurrir, luego preparar un plan de negocio, perfeccionar cada estrategia para minimizar cada riesgo que se presente en el mercado.

No darle importancia a la competencia

Analizar y estudiar a la competencia te brindara la oportunidad de saber cómo diferenciarte de ella, conocer cuáles son sus debilidades y tomar una ventaja competitiva referente a lo que NO ofrece, a lo que le falta y es necesario para cubrir una necesidad. Tener ideas innovadoras constantemente marcara la diferencia.

Querer hacerlo todo tu solo

Existen personas que piensan que pueden sacar un proyecto adelante solamente con su esfuerzo, esto lo único que provoca es un desgaste tanto físico, como emocional. Lo ideal es rodearse de personas con los mismos intereses y formar un equipo, en la unidad esta la fuerza, para llevar a cabo un proyecto se requiere de un buen equipo de trabajo para sacarlo adelante.

Pretender crecer de la noche a la mañana

Todo en la vida requiere de un tiempo determinado, y más aun cuando se trata de hacer crecer un negocio, para crear proyectos sostenibles y exitosos en el tiempo se requiere de tiempo, construir poco a poco y con foco.

Exceso de confianza

Si bien es cierto que un emprendedor debe ser optimista y creer plenamente en sus capacidades, de otra manera no sacarían adelante sus negocios; sin embargo, existen personas que les hace falta realismo en sus proyectos, ya que subestiman los ingresos y costos, entonces, cometen el error de gastar y gastar sin antes haberlo ganado.

No afrontar los cambios

Empiezas un proyecto y cuando surgen los cambios debido a la constante evolución del mundo, desechas el proyecto por miedo a evoluciona por esa incertidumbre que te creas en la mente, no tienes la capacidad para innovar y experimentar nuevas estrategias, es necesario contar con  planes de contingencias ya que son claves para crecer.

No tener claridad en los objetivos y metas

Muchos emprendedores comienzan un proyecto sin saber qué es lo que quieren, no conectan los intereses personales con el funcionamiento del proyecto, no tienen un fin en mente del negocio y eso los hace fracasar.

No dedicar tiempo suficiente

Mantener una empresa o negocio requiere de invertir tiempo, compromiso y entrega total, si estas realizando diferentes tareas no podrás centrarte en una sola cosa y por lo tanto, no dedicaras el tiempo que conlleva sacar un negocio a flote y que sea sustentable en el tiempo.

 

Publicar un comentario

0 Comentarios